domingo, 13 de octubre de 2013

Limitar el universo genera paradojas (y II)





Curiosamente,  y a pesar de que  la experimentación puntera  en  física cuántica apunta hacia la existencia de una relación inseparable entre el “objeto y el sujeto”, digamos que las cosas están “separadas”, pero en relación constante (no local), hay una tendencia inconsciente a mantener  esa “completa  separación”, que la percepción macroscópica y nuestra “forma de  fragmentar de la mente-analítica” nos hace creer que existe, soslayando de manera continua lo que “se mueve” detrás, lo que la física llama  “lo cuántico”.

Hay que intentar “eliminar”  las  paradojas que se manifiesta en la experimentación, y  que dejan perplejos a muchos de los científicos punteros.  Lo lógico, sería simplemente dejar aparte algunos prejuicios “mecanicistas” (por llamarlos de alguna forma), y proponer unas premisas nuevas para ampliar la teoría (y después por supuesto verificar).  El físico David Bohm ya lo hizo en su: “La totalidad y el orden implicado”, en la que ya apuntaba hacia un cambio en la concepción del mundo (sugiero su lectura).

La idea que intento proponer,  es sencilla de aceptar, hay múltiples estructuras diferenciadas, “reales”,  en cada uno de sus niveles, pero incompletas por sí mismas. Por ejemplo en una planta, podemos observar  su tallo, hojas, etc., después las estructuras celulares que la conforman, después los átomos que conformas las estructuras celulares, las sub-partículas que conformas los átomos,  estas últimas todas unificadas no localmente en “algo”. Llamemos a ese “algo”: energía  inter-dimensional  (la idea que hay detrás del  campo escalar de Higgs en la teoría de partículas, sería una simplificación filosófica de esto). Después,  eso que hemos llamado “energía interdimensional” también puede  estructurarse  en, digamos,  “formas” energéticas  complejas. Esas “formas” (lo pongo entrecomillado, porque la palabra forma la utilizo para entendernos) son las que darían soporte a las diferentes niveles estructurales  materiales. Pero en el límite,  siempre hay un “fondo” un “campo unificado” (no confundir con la teoría del campo unificado)  el “campo” (lo que antiguamente llamaban "mundo espiritual").

Lo que subyace a nivel práctico de esto lo podemos resumir en:


 Todo está unido en un fondo (no local), todo es interdependiente de todo.  La separación, aunque aparenta  real, es eso, una apariencia. Cuando esta idea cale en una mayoría, quizás cambie nuestra forma de ver el entorno, al prójimo y por supuesto, se den las bases para un gran cambio social.




Imágenes tal y como aparecen en iternet

10 comentarios:

  1. También en filosofía se ha querido aproximar al objeto y al sujeto.

    Cuando camino por la calle y tropiezo con un ladrillo levantado, tengo muy claro que una cosa es el sujeto (yo), el objeto (la puta losa) y la interacción (el dedo gordo jurando en hebreo).

    Moverse en lo no-cuántico es lo que tiene, que en cuantico te descuidas, zas, el objeto le toca el escroto al sujeto.

    Me gusta eso de “después por supuesto verificar”, aunque ya me valdría con que hubiese algún modo de “falsar” cuanto se afirma.

    Si ese “fondo” del que hablas, ese “algo” energético o espiritual, sostiene todos esos niveles estructurales de la planta, por ejemplo, esto me plantea un problema: la conexión entre ese nivel espiritual substante y las distintas estructuras materiales…, ¿es espiritual o material?

    Afirmar una u otra cosa crea paradojas.

    … “campo escalar de Higgs”. ¿Pero no era el boson? Mira, socio, no me líes.




    ResponderEliminar
  2. Ja,ja,ja Crisc, realmente curioso, apunto a la luna y te quedas en el dedo. By the way... cuidado con esos ladrillos traicioneros.
    Respecto a Higgs, Si, "un campo escalar" que subyace a todo, es lo que Higgs predice en su teoría, cuyo "bosón" que (lleva su nombre) es la "partícula" asociada a dicho campo, y que "manifiesta" lo que llamamos materia (le han dado el premio Novel este año)

    ResponderEliminar
  3. Joder, socio, bonita manera de llamarme tonto.

    En cuantico te vea te arranco las orejas con una tenazas calientes y te breo (o peor, te achucho a Iker Jiménez puesto de lecturas de Nostradamus hasta las cejas).

    Ve cogiendo cita en Corporación Dermoestética.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja,ja,ja..nada más lejos de mi intención... lo que pasa es que siempre apunto a la "meta-física" y muchos os queda en la materia y las "reglas" de esta, y de ahí no salimos.

      Bueno, pues cuando quedemos para tomar café, me avisas y pido cita en la Dermoestética ;-)... para los dos, je,je,je

      Eliminar
  4. "Cuando esta idea cale en una mayoría, quizás cambie nuestra forma de ver el entorno, al prójimo y por supuesto, se den las bases para un gran cambio social".
    Amar al prójimo como a uno mismo. Porque somos uno. Se mire como se mire, somos uno. Actuar en contra del prójimo, es como uno observarse en un espejo y planificar algo en contra de esa persona la cual estamos viendo reflejada.
    Estamos unidos por hilos invisibles. Me reafirmo en que somos gotas de un mismo océano.
    Cuando esa idea se asimile profundo en la mayoría de las conciencias
    entonces habrá un cambio de paradigmas y creencias, para lograr una vida verdaderamente diferente para bien común.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Boricua, eso es lo que intento trasmitir en esta entrada. Cada uno de nosotros es al Ser Humano, como las células son a nuestro organismo. Todos somos uno, formando una estructura superior, aunque muchos no tengan la conciencia de ello.

      Eliminar
  5. La interdependencia nos permite entender mejor el universo, estoy totalmente de acuerdo contigo. Lo de postular una nueva energía no se si es necesario, creo que se pueden explicar con las que hay.

    ResponderEliminar
  6. La energía es la que es Enric, no quiero postular una nueva energía, simplemente que tengamos en cuenta que las manifestaciones de la energía son múltiples, y que desconocemos esas "potencialidades" de manifestarse. Simplemente es aceptar otras "formas" de las que todavía no hemos tomado conciencia, aunque están siendo, tengamos conciencia o no de ellas. Es como el conjunto de Maldelbrot. Ya estaba ahí, antes de que Maldebrot tomara conciencia de él.

    ResponderEliminar
  7. Entiendo la idea general, que todo es uno, que todo está relacionado. He de volver para leer con más detalle algún aspecto minucioso que me resulta más difícil de captar, pero me pongo a ello en un rato.

    ResponderEliminar
  8. Pues nada a disfrutarlo coeliquore. Es lo que suele pasar con estas cosas, que cuando las intentas "empaquetar" en conceptos, se hace farragoso ;-)

    ResponderEliminar